Febrero en el Centro Cultural Recoleta

El CCR continúa con su programación de verano durante todo el mes de febrero: música en la terraza, teatro y poesía en los patios, cine bajos las estrellas, salas para dibujar, leer, jugar, crear y grandes muestras para conocer otros mundos. Este verano toda la programación del Recoleta es gratuita y al aire libre.

Durante el mes de febrero, el Centro Cultural Recoleta, continúa con la programación especialmente diseñada para disfrutar del verano 2017. Teniendo como principal punto de encuentro la terraza, continuarán las actividades artísticas y participativas con propuestas al aire libre que incluye teatro, música, literatura, artes visuales, lectura, dibujos, juegos, ilustraciones y más. Todas con entrada libre y gratuita.

Los domingos 12 y 19 a las 19 h. en el escenario de la terraza del Recoleta Todopoderoso Popular Marcial, nos regala un repertorio de canciones de música popular de América Latina, entre cumbias, géneros latinos y andinos. Un mestizaje entre las tradicionales orquestas de salón de fiestas latinoamericanas y las bandas de pueblo, además de la participación de Dj set: Sonido Parrandero.

Los viernes 10 y 17 a las 20 h la terraza se convierte en una pista de baile con el ciclo Bailar Bailar, para flotar entre free-styles, cumbias digitales y folclore universal bajo la hechicería de Club de baile Villa Diamante con artistas de hip hop, cumbia, dancehall, moombah y la nueva electrónica que  improvisarán Groove impredecibles.

La cultura urbana continúa tomando el espacio de la terraza todos los sábados desde las 17 h. El sábado 11 se presentará FDL Crew + Tuneate + Recoleta sobre ruedas, el sábado 18 FDL Crew + Tuneate + Club de Slack y el sábado 25 FDL Crew + Tuneate + @muylibre un espacio para mostrar y aprender, entre bicis, vinilos, tablas, raps, graffities, breaking y patines.

Los jueves 9, 16 y 23 a las 21 h en el Patio de los Naranjos la obra Parte de este mundo de Adrián Canale nos invita a ser partícipes de una conversación en una gran mesa con personajes que navegan entre el cariño y la desesperación.

Los jueves 16 y 23 a las 18.30 h en el Patio del Aljibe, el encuentro es la literatura, la performance, la música, la fotografía, la paranormalidad, los gifs animados y otros territorios de la cultura en 3 capítulos con el Festival del más allá, evento que apunta al cruce de movidas y escenas culturales. Artistas, escritores y agitadores culturales que generarán un intercambio entre la literatura y otros territorios de la cultura. Lecturas + Proyecciones + Talleres + Música + Feria.

El viernes 24 de febrero a las 15 h. desembarca el Festival Sudestada de dibujo e ilustración. Un nuevo punto de encuentro anual entre profesionales, estudiantes y público con el mundo de la ilustración, el dibujo y las artes gráficas, que apunta a generar diversos puentes. Cien artistas nuevos y de trayectoria; conferencias abiertas de profesionales del medio; una feria de editoriales que trabajan en torno a estas artes dentro de la literatura infanto-juvenil, los clásicos ilustradores, el humor gráfico y la historieta; talleres gratuitos de dibujo, ilustración y edición; y otras actividades alrededor del universo del dibujo.

El Recoleta invita a intervenir nuevos espacios de creatividad y encuentro para crear e imaginar. Salas que se convierten en lienzos 3D para dibujar, patios para leer bajo los árboles y pisos de almohadones donde explorar sonidos, serán algunas de las áreas para dejar fluir la inventiva.
 
Dentro de las grandes muestras, en el marco del convenio de cooperación cultural de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y la Provincia de Buenos Aires, se puede seguir disfrutando El museo de los mundos imaginarios con curaduría de Rodrigo Alonso. La muestra explora los universos creados por la imaginación de un conjunto de casi 30 artistas argentinos. Una invitación para grandes y chicos que estimula a imaginar y explorar a través de una búsqueda creativa ilimitada en las salas Cronopios, J y C.
 
En las salas 3, 4 y 5 se continúa la muestra Iconos argentinos. Homenaje. Curada por Renata Schuissheim y bajo la mirada de Gianni Mestichelli. Una muestra que captura a través de la fotografía gestos mínimos, respiraciones y miradas de icónicas figuras argentinas.
 
Hasta el 19 de febrero la sala 6 estará cautivada por el Anuario de Ilustradores, un colectivo de ilustradores independiente que nació hace 10 años y hoy cuenta con más de 100 participantes. Los caracteriza el trabajo grupal que da cuenta de la multiplicidad de perspectivas generando una voz nueva y plural.
 
La sala 7 está tomada por TRIPLEXXX, proyecto motorizado por jóvenes artistas y curadores, ganador de la convocatoria Proyectos de creación llevada adelante por el centro. El proyecto presenta un espacio de encuentro en el que se abre el debate sobre proyectos de gestión en artes de artistas sub 30.
 
La agenda de verano concluirá el sábado 25 de febrero con una fiesta cultural de 24 H en las que habrá actividades hasta la mañana del domingo. Conciertos, performances, talleres, muestras, acciones participativas, baile colectivo y mucho más.
 
Sobre el Recoleta:

Grandes muestras, ciclos, fiestas culturales, clases maestras, laboratorios experimentales, talleres masivos, residencias creativas, convocatorias para la creación, líneas de formación para adolescentes, retrospectivas, experiencias abiertas, happenings literarios, performances colectivas y recitales del indie actual, intervenciones visuales en los patios del centro son algunas de las acciones que buscan transformar al Recoleta en un territorio cultural multidisciplinario.

Twitter: @elrecoleta
Instagram: elrecoleta

La Historia del Centro Cultural Recoleta

El Centro Cultural Recoleta es un símbolo de la cultura argentina. Sus salas alojaron obras fundamentales de nuestra cultura, a la vez que sirvió de espacio de expresión y reflexión de una inmensa cantidad de artistas, movimientos y estéticas que van de las artes visuales al teatro, pasando por la música, las letras y el cine, entre otros.

El Centro Cultural Recoleta ocupa una de las construcciones más antiguas de Buenos Aires. Fundada en tiempos coloniales, formó parte de un extenso solar cuya unidad original se modificó por el desarrollo de diversos establecimientos. El comitente Juan de Narbona inició las obras con una pequeña capilla, cuatro celdas monásticas y un obrador. En 1716 doña Gregoria Herrero de Hurtado dona estos terrenos a la Orden de la Santa Recolección de la estrecha observancia del Señor San Francisco. 

El franciscano Andrés Blanqui, activo en nuestro país entre 1717 y 1740, diseña la fachada de la Iglesia y parte del claustro.. En 1815 el padre Francisco de Paula Castañeda habilitó, en este claustro, una Academia de Dibujo a la que asistieron 18 alumnos.

En 1822 el Decreto de Reforma Eclesiástica del Gobernador de Buenos Aires, General Martín Rodríguez y su ministro Bernardino Rivadavia, determina la exclaustración del Convento. Durante el segundo mandato del Gobernador Juan José Viamonte se funda, en un sector del ex ? convento, el Asilo de Mendigos (1833).

A partir de 1880, el ingeniero Juan A. Buschiazzo realiza una refuncionalización total del edificio convirtiendo al hogar de ancianos en una obra modelo de los paradigmas higienistas del siglo XIX. Este predio y sus alrededores fueron objeto privilegiado del plan de reformas urbanas de Torcuato de Alvear, el primer intendente de Buenos Aires.

En 1948 este edificio fue declarado monumento histórico nacional a fin de promover su conservación. Hasta 1978 en sus instalaciones permaneció el asilo de ancianos Hogar Viamonte.

Como parte de los festejos del cuarto centenario de la fundación de la ciudad de Buenos Aires la municipalidad dispone en 1979 la transferencia de este edificio a la Secretaría de Cultura. Ese mismo año se designa a los arquitectos Jacques Bedel, Luis F. Benedit y Clorindo Testa para remodelar la construcción destinada a convertirse en un complejo museológico. En diciembre de 1980 es inaugurado bajo el nombre de Centro Cultural Ciudad de Buenos Aires. Denominación que fue modificada en 1990 por la actual, Centro Cultural Recoleta.

En medio de una intensa actividad cultural, la construcción y restauración del complejo fue desplegándose en diversas etapas que se extienden hasta la actualidad. Durante los festejos de los 30 años del Centro Cultural, en diciembre de 2010, se desarrolla la puesta en valor y reapertura del Auditorio El Aleph.

Inaugurado como capilla del Asilo en 1885, cien años más tarde fue reacondicionado para abrir sus puertas como sala de espectáculos. Desde fines del siglo XX el Centro Cultural Recoleta ocupa un lugar indiscutible dentro de la escena cultural y artística local.

(Visited 27 times, 1 visits today)

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.