Denuncian que niños, niñas y adolescentes alojados en hogares de la Ciudad atraviesan una grave situación

Denuncian que niños, niñas y adolescentes alojados en hogares de la Ciudad atraviesan una grave situación
Las organizaciones del colectivo «Infancia en Deuda» solicitaron la intervención al gobierno porteño ante “la gravísima situación que enfrentan niñas, niños y adolescentes que viven en dispositivos de cuidado”, exigieron un protocolo específico para realizar testeos de coronavirus y denunciaron faltas de recursos y que se registraron contagios en varios hogares. #infanciaendeuda #covid-19 #testeosdecovid

 

 

En el marco del Aislamiento social, preventivo y obligatorio por la pandemia del COVID-19, las organizaciones integrantes del colectivo Infancia en Deuda solicitaron la intervención del jefe de Gobierno de la Ciudad, Horacio Rodríguez Larreta; la ministra de Desarrollo Humano y Hábitat de la Ciudad, María Migliore; el ministro de Salud de la Ciudad, Fernán González Bernaldo de Quirós, y la presidenta del Consejo de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes de CABA, Karina Leguizamón; ante “la gravísima situación que enfrentan las niñas, niños y adolescentes que viven en dispositivos de cuidado alternativo”, a fin de proteger los derechos de este grupo en especial situación de vulnerabilidad, según las atribuciones previstas por la Ley Nacional 26.061 y la Ley Local 114.

En la presentación, remitida también a la defensora Nacional de Niñas, Niños y Adolescentes, Marisa Graham, y a la directora de Niñez y Género de la Defensoría del Pueblo de la Ciudad, María Elena Naddeo, la coalición señaló que “el confinamiento obligatorio, por sí mismo, genera importantes desafíos para afrontar el cuidado efectivo de quienes residen y para asegurar los derechos de quienes trabajan en estos dispositivos. En este sentido, muchas de las instituciones bajo la órbita de supervisión y control de la Dirección General de Niñez y Adolescencia no cuentan en este momento con el personal -que se ve afectado por licencias y no ha sido reemplazado adecuadamente-, ni con los recursos suficientes que les permitan abordar las indispensables tareas que deben realizar, como son el cuidado de la salud, la provisión de la alimentación, la garantía de la educación y la prevención y atención sobre las violencias. En especial, el GCBA debe evitar por todos los medios el pluriempleo de las y los trabajadores del sistema de protección de niñez y en los dispositivos de salud mental -en los que residan niñas, niños y adolescentes- incluyendo un programa de apoyo o subsidios específicos en el caso que hiciera falta, para no incidir negativamente en sus ingresos”.

Infancia en Deuda expresó en la nota que “es preocupante la falta de diseño e implementación de medidas por parte de las autoridades del Ministerio de Desarrollo Humano y Hábitat para asegurar que niñas, niños y adolescentes que residen en hogares puedan atravesar esta emergencia sanitaria, asegurando el cumplimiento de sus derechos, protegiendo su integridad y con el menor riesgo posible a su salud”.

En este sentido, se necesita “un protocolo específico adecuado para orientar el accionar de las instituciones que permita conocer cómo accionar para realizar testeos de COVID o que indique cómo atender casos sospechosos o positivos y aislarlos de una manera que resguarde la salud de niñas, niños y adolescentes o de quienes trabajan en estas instituciones. Además, es clave difundir entre el personal de los dispositivos de cuidado los protocolos realizados, y capacitarlos específicamente para que puedan actuar en base a estos. En concreto, en los hogares Vallecito, Nuestra Señora del Valle, Curapaligüe y Pavón y Entre Ríos ya han aparecido casos de COVID-19 y la respuesta ha sido lenta, de un alto nivel de informalidad y ha dejado desprotegidas y desprotegidos tanto a las y los operadores de los hogares, como a quienes residen allí”, indicó Infancia en Deuda.

Las organizaciones dedicadas a la defensa de los derechos de niñas, niños y adolescentes advierten que “es preciso el diseño e implementación de un protocolo específico, que cuente con la participación activa de las y los funcionarios del Ministerio de Salud, que permita responder de manera rápida y uniforme en todos los hogares de la Ciudad, ya sean propios o conveniados”, ya que “deben dictarse todas aquellas medidas de protección que sean consideradas oportunas para garantizar los derechos de niñas, niños y adolescentes conforme a lo que indica la Ley 114”. Además, el contexto requiere “la asignación de fondos de emergencia que permitan a estas instituciones contar con el equipamiento necesario y personal adicional en los casos en los que los y las operadores regulares sean aislados para así poder continuar con las tareas de cuidado”.

Web: http://infanciaendeuda.org

(Visited 34 times, 1 visits today)

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.