Agustín Forteza Cosmi: Pugliese

19

Apreciada Sra. Acabo de enviar un correo al e-mail de barriada desde Barcelona, en España, pero en su persona deseo adherirme a los 100 años del nacimiento de dos figuras indiscutibles del siglo pasado en el ámbito de la cultura y que su excepcional nivel les hizo
trascender nuestras fronteras.

La última vez que hablé con mi amigo Osvaldo Pugliese fué hace un par lustros, mas ó menos y en Madrid, con ocasión de actuar en el Teatro Monumental de la capital de España, abarrotado, y con la intervención por UNICA vez en su vida vestido de smoking del gran Joan Manuel Serrat. En el camerino, antes de innumerables visitas «oficiales», departimos con su inseparable Beba, Pepe Soriano y el propio Serrat.

Unos años antes su diminuta figura era recibida por innumerables «fanáticos», no sólo argentinos, en el Paralelo Barcelonés. No quiero aburrirla pero estoy a su disposición, como dije en el correo de barriada, para lo que pueda servirles desde Barcelona, dónde resido desde 1978.

Atte.